MENU

DETENIENDO EL TIEMPO / CANON 1 DX MARK III

Por algo le llaman el buque insignia, sin duda, la primera sensación al tenerla en las manos es de robustez, de seguridad, un producto pensado sin duda, para las condiciones mas adversas que nos podamos encontrar, sellada contra el polvo y las salpicaduras de agua, esta cámara está llamada a ser un referente en la fotografía deportiva, de acción y naturaleza… Y porque no, en fotografía de boda?

El fotómetro tiene una resolución de 400.000 píxeles y está dividido en 384 zonas de medición. No solo tiene en cuenta la luminosidad del sujeto, sino también su color (se miden rojo, verde, azul e incluso infrarrojos) y así evita la sobreexposición a colores brillantes. La gran cantidad de píxeles es suficiente incluso para reconocer rostros o para admitir el enfoque automático al rastrear objetos. Un manejo muy intuitivo y una autentica pasada su botón táctil, el botón AF-On tiene una característica especial, ofrece un llamado controlador inteligente, es un sensor óptico, si mueves el dedo sobre él, el sensor detecta la dirección del movimiento y la velocidad, como resultado, el punto de enfoque se puede mover manualmente muy rápidamente. Funciona con mucha sensibilidad, por lo que hay que acostumbrarse , sobre todo para no mover el punto de enfoque de forma involuntaria cuando lo tocas por primera vez o cuando lo sueltas.

No puedo dejar de hablar de los barridos, trabaje con velocidades que nunca antes lo había hecho, a 1/30 o incluso menos el 99% de las fotos están en foco . En RAW, puedes disparar durante más de un minuto a 16 fps, y en jpeg, solo la capacidad de la tarjeta de memoria es el factor limitante. Es surrealista, puedes mantener presionado el botón del obturador y la cámara sigue funcionando, una autentica locura y lo que nos hace ser sumamente cuidadosos en la toma si no queremos llegar a casa con miles de fotografías. Sin duda esta cámara es un gran salto en lo que se refiere a fiabilidad, seguridad, cualquiera que tenga que depender de su cámara para ganarse la vida estará feliz de pagar el precio.

Ahora seguiremos soñando pero con los ojos abiertos y esperando el momento para capturar el lado más humano de la fotografía deportiva!!

Comentarios
Añade tu comentario

CERRAR